Doctora Marcela Bisheimer, presidenta de la Sociedad Española de Láser y Fototerapia en Odontología (SELO)

  • 29 de Dic, 2017

¿Con qué motivación asume la presidencia de la sociedad?
Si bien mi relación de compromiso con la SELO data desde el año 2002, asumo la presidencia de la sociedad con una gran motivación.
Mi objetivo como presidenta es el de coordinar, dirigir y seguir trabajando en beneficio de los socios y de todos los profesionales relacionados. Afortunadamente, cuento con el apoyo voluntario de compañeros con una amplia experiencia en láser, con el único interés de promocionar y promover esta tecnología. Muchos de ellos están implicados, de una u otra manera, en centros académicos y de formación.

¿Qué es lo que más destaca de la nueva Junta Directiva?
Además de la Junta Directiva, en esta nueva legislatura se ha puesto en marcha la integración de las secretarías ejecutivas para el desarrollo y la coordinación de diferentes proyectos. Los que nos hemos sumado a esta nueva etapa tenemos un factor en común: nuestra experiencia profesional como usuarios hace que podamos defender con conocimiento de causa la terapia láser, siendo nuestra premisa ponerlo en valor despejando las dudas y transmitiendo la realidad en la implementación de esta herramienta, ratificando sus indicaciones y su eficacia con el correspondiente aval científico. Para ello, consideramos de suma importancia el desarrollo conjunto de líneas de investigación referentes a la tecnología láser y la fototerapia en centros académicos universitarios.

¿Qué relación tiene la sociedad con el sector de la industria, especialmente con las casas comerciales que venden láseres?
Creemos en la necesidad de potenciar el apoyo entre la sociedad y las casas comerciales, ofreciendo que desde la SELO se impartan los cursos y talleres de formación básica para los futuros usuarios de láser. Es de suma importancia que quien adquiera un equipamiento pueda contar con unas guías clínicas de actuación para el uso de los diferentes láseres.
Está dentro de nuestros objetivos crear una cadena de valor en beneficio de todos (industria, profesional y paciente), orientada al buen hacer ético y profesional en el entorno del láser.


¿Cuál es el perfil profesional del socio de la SELO?
La diferencia de la SELO con otras sociedades científicas radica en que no tenemos un perfil de profesional en exclusiva; no estamos dirigidos a una técnica en particular ni a un tratamiento único, como pueden ser la cirugía, la implantología, la estética o cualquier otra disciplina.
La tecnología láser y la fototerapia son aplicables en todas las áreas de la Odontología. La SELO es una sociedad que puede aportar valía y despertar el interés de todos los dentistas. Por esta razón, hemos acuñado como eslogan de esta legislatura “Una sociedad para todos los dentistas”. Nuestro perfil de socio son todos los dentistas.

El último encuentro de la SELO se hizo conjuntamente con el Congreso de la SECIB. ¿Esta fórmula fue puntual o se repetirá en próximos años?
La SELO, como sociedad científica reconocida por el Consejo General de Dentistas, desea estrechar el vínculo con otras entidades profesionales. En nuestro haber ya contamos con la firma de convenios generales y específicos entre la SELO y otras sociedades científicas (SECIB, SEPA y SOCE) y con algunos colegios profesionales (COEM), todo ello para potenciar el desarrollo de encuentros científicos multidisciplinares mediante la organización de congresos anuales, tener presencia en los encuentros de otras sociedades científicas y participar en los programas de formación de los colegios profesionales con cursos y/o conferencias. Estos hace que seamos una sociedad atractiva y que podamos integrarnos y ser partícipes dentro de los programas de los congresos de otras sociedades, como ha sido el reciente encuentro de SELO-SECIB o el simposio de la SELO dentro del marco del congreso SEPA Sevilla, en abril de este año.

¿Es sencillo introducir un láser en la práctica diaria?
El láser nos provee la posibilidad de hacer tratamiento per-se. Es una herramienta imprescindible en algunos casos y la podemos implementar como complementaria en casi todos los tratamientos que ejecutamos a diario en nuestras consultas, dado su poder de descontaminación y fotobiomodulación.
El hecho de introducir el láser no implica un gran cambio en los protocolos habituales de trabajo, sino que, invirtiendo sólo unos minutos en su aplicación, se obtiene una mejora en los resultados de los tratamientos, con el consecuente beneficio para los pacientes.

¿Es cara la tecnología láser?
Existen diferentes láseres utilizados en Odontología, con distintas indicaciones terapéuticas. Uno de los láseres más asequibles para incorporar a la práctica diaria es un láser de diodo. Tiene un coste muy razonable y lo podemos aplicar en muchas áreas, como son la periodoncia, la endodoncia o la cirugía, entre otras disciplinas.
En la curva de aprendizaje, el usuario reconoce algunas limitaciones en el uso de un único láser y ve la necesidad de valorar otros, como son el de Erbio y/o Neodimio.
No sólo se gana en la mejora en el éxito y la calidad de nuestros tratamientos, y fortalecimiento de la imagen de clínica, sino que también, económicamente hablando, tiene un retorno de la inversión (ROI) muy favorable.

¿Qué línea de trabajo se plantea la sociedad?
En esta legislatura nos hemos marcado unos objetivos bien claros: nos centraremos en el esfuerzo de poner los medios necesarios para la promoción y divulgación de la tecnología láser y la fototerapia, de renovar la motivación de los actuales socios y despertar el interés de todos los profesionales, ya que estamos convencidos de que el láser es una herramienta muy válida dentro del protocolo de los tratamientos multidisciplinares en Odontología.

Si quieres compartir...