Punto de vista

Doctor Guillermo Galván

  • 09 de Jul, 2018

El tiempo vuela. Parece que fue ayer cuando, hace tres años, empezamos a poner en marcha este congreso de la SEPES, el número 48, que se celebrará los días 11, 12 y 13 de octubre en Valladolid. Durante este tiempo, hemos puesto todo nuestro cariño y esfuerzo en crear una reunión para que todos podáis disfrutar de tres días de ciencia y de una ciudad que espera sor-prenderos muy gratamente. Todo el comité local se está esforzando en lograr un congreso inolvidable pensado para el odontólogo restaurador, pero de claro interés para profesionales cuya dedicación pueda estar más especializada en otras materias. Sin olvidar-nos de una sesión específica para nuestros colabora-dores: los auxiliares e higienistas y, cómo no, para los técnicos de laboratorio.
El congreso cuenta con una excelente participación de toda la industria que nos está apoyando, no sólo con una nutrida exposición comercial sino también apostando por la ciencia y participan-do activamente con conferencias y talleres, creando una actividad científica más que interesante durante la mañana del jueves día 11 y la tarde del viernes día 12.
El lema del congreso es “Evidencia científica & Experiencia clínica”, porque creemos que es la base de nuestra profesión y de nuestro trabajo diario. Esta sinergia entre ciencia y clínica nos ha motivado para crear un programa interactivo combinando salas de interesantes debates multidisciplinares, tanto el jueves como el viernes –en las cuales la audiencia podrá participar en directo a través de la app de la SEPES–, con minicursos intracongreso. Sobre estos últimos, el jueves habrá uno sobre restauraciones directas e indirectas, con uno de los grandes del Style Italiano, el doctor Angelo Putignano, y el viernes dos: uno sobre carillas, a cargo del doctor José Rábago, que expondrá el toque de experiencia clínica, y otro con el doctor Bill Robbins, de la Universidad de San Antonio (Texas, EEUU), que establecerá los principios y los protocolos para poder diagnosticar, planificar y tratar los casos de rehabilitación.
El plato fuerte de la cita: un gran curso intracongreso durante todo el sábado a cargo de los doctores John y Dean Kois, que seguro nos deleitarán con una formación que han preparado de manera especial para SEPES Valladolid.
Este año, como novedad, dispondremos de un circuito cerrado de televisión on line para ser vista a través de los dispositivos móviles y de la app de la SEPES. De este modo, podréis seguir las conferencias que os interesen y que coincidan con la que estéis viendo en ese momento.
La ciencia está bien, muy bien, pero es mucho mejor si se acompaña de buenos momentos con los com-pañeros y amigos. Pucela es una ciudad divertida y fácil de visitar. Si famoso es su Museo de Escultura, también lo es la playa del Pisuerga, donde se ubica la Pera Limonera, que será uno de los sitios de encuentro, sobre todo después de haber estado disfrutando de unos pinchos y unos vinos, porque este año la SEPES va de pinchos. Para poner punto y final a este evento, organizaremos un acto de clausura mágico con la música en directo del grupo vallisoletano Bloody Mery.
Una recomendación: no dejes la inscripción para el último momento. El programa atractivo, variado y participativo, y las ganas de tener una reunión SEPES, han creado una gran expectación y esperamos un éxito de participación. Además, cuanto antes te apuntes más económica te saldrá la inscripción.
Hemos preparado un congreso muy de la SEPES para todos vosotros, para los más jóvenes y para los que tienen más experiencia, para los que buscan implementar conocimientos más especializados o actualizar sus conocimientos generales de odontología restauradora funcional y estética.
Ahora más que nunca la SEPES es tu sociedad y Valladolid, Pucela, tu ciudad.

Si quieres compartir...