Yvonne Nyblom, presidenta de la Federación Europea de Higienistas Orales

  • "Los países donde los equipos de salud bucal incluyen higienistas, generalmente, tienen mejores resultados en términos de salud global"
  • 04 de Oct, 2018

"Los países donde los equipos de salud bucal incluyen higienistas, generalmente, tienen mejores resultados en términos de salud global"


De un modo general, ¿cuál es la misión de la Federación Europea de Higienistas Orales (EDHF) y a cuántos profesionales engloba en toda Europa?

La EDHF se fundó en 1999 y es una organización no lucrativa que representa a 20 asociaciones nacionales de higienistas orales de toda Europa, bajo la Organización Mundial de la Salud (Regional Office for Europe). En su conjunto, los 20 miembros de la EDHF representan aproximadamente a unos 38.000 higienistas orales.

Esta federación ofrece una plataforma común para el intercambio de información entre las asociaciones nacionales de higienistas orales y coopera con otras organizaciones europeas de profesionales de salud oral en diferentes tipos de proyectos.

¿Cuáles son las prioridades de la EDHF?

Nuestras prioridades pasan por consolidar la profesión de higienista oral como un recurso valioso en el contexto de los cuidados de la salud bucal en toda Europa. Para alcanzar este objetivo, la EDHF está desarrollando un cuadro común para los higienistas orales europeos de cara a definir sus cualificaciones y competencias, incluyendo el nivel educativo/formativo de este colectivo profesional. En este contexto, la colaboración con importantes socios del sector de la salud oral constituye una de las prioridades de la federación.

¿Con qué regularidad se reúnen los miembros de la federación con el propósito de debatir los principales temas de la profesión? ¿Está previsto algún congreso o cita internacional de la EDHF?

Dos representantes de cada asociación nacional integrada en la EDHF acuden cada año a una reunión para debatir el desarrollo de los trabajos de la federación y hacer un balance de la situación en cuanto a las metas y los objetivos que están en marcha. Además, puntualmente se celebra un seminario con el objetivo de mostrar los proyectos en los que estamos involucrados.

La EDHF es una federación pequeña y aún no ha logrado una posición que le permita organizar un congreso internacional. Sin embargo, la Federación Internacional de Higienistas Orales (IFDH) sí suele celebrar un simposio internacional cada tres años. La próxima edición de dicho encuentro tendrá lugar en agosto de 2019, en Brisbane (Australia).

¿Qué papel tienen los higienistas orales en la prevención y la lucha contra las enfermedades más habituales del ámbito oral, tales como la caries o la periodontitis?

Su papel es extremadamente importante. La principal competencia e interés del higienista oral es promover la salud bucodental y prevenir las enfermedades. Este profesional puede contribuir a una mejor salud oral y, de este modo, fortalecer la salud general. Si se aprovechan las competencias del higienista oral de un modo profesional y eficaz en términos de costes, las desigualdades en el área de la salud pueden reducirse. No es viable que nos limitemos a reparar los efectos de la caries y las enfermedades del ámbito periodontal; al prevenir estas patologías, podemos lograr un importante cambio en términos individuales y de la sociedad en su conjunto. Los costes directos de los cuidados restaurativos en Europa alcanzan hoy cerca de 73.000 millones de euros, las pérdidas de productividad representan aproximadamente 37.000 millones y los gastos siguen aumentando.

¿Considera que el papel del higienista oral está hoy suficientemente reconocido por los demás profesionales del sector odontológico y por el público en general?

La situación varía de país a país, pero en general el higienista oral podría estar más reconocido y mejor utilizado con el fin de fortalecer la salud bucodental. Cada paciente al que se le coloca una corona, un puente o un implante debería tener contacto con un higienista oral para asegurarnos de que comprende cómo debe actuar de cara a mantener la restauración por el mayor tiempo posible. Sabemos que los países donde los equipos de salud bucal incluyen higienistas, generalmente, tienen mejores resultados en términos de salud global.

El higienista oral también puede ser un recurso eficaz en entornos interprofesionales, en hospitales, en atención primária y para la asistencia a las personas mayores, pero también en la colaboración con colegios y guarderías.

En términos de legislación europea, ¿existe alguna medida pendiente que pueda proteger mejor la profesión?

Sí, el proceso de armonización de la educación de los higienistas orales podrá potenciar la profesión. El reconocimiento a través de directivas generales puede ser un paso importante; sin embargo, la realidad es que cada país decide individualmente cómo regular a los profesionales del área de la sanidad. Un higienista oral bien preparado, conocido y aceptado en toda Europa, tal y como sucede con los odontólogos y otros profesionales de la salud, es un factor clave para reforzar la profesión.

¿Los ciudadanos europeos son conscientes de la importancia de la salud bucodental y de la relación entre una mala higiene oral y enfermedades como la diabetes o los problemas cardiovasculares?

También en este caso la situación difere de un Estado a otro, pero no existe una solución aislada para el problema. Hay que implicar a todos los profesionales del sector, informar bien a otros profesionales sanitarios y a los profesores, que pueden contribuir a la divulgación de la información en este campo, así como movilizar a las empresas del sector dental en el sentido de transmitir mensajes saludables junto con sus productos. La solución también pasa por la industria alimentaria, que debe asumir su responsabilidad para evitar el exceso de azúcar en la comida. Por su lado, los políticos pueden influir y decidir con políticas y reformas en el área de la sanidad con respecto al acceso a los cuidados de salud oral. Por último, hay que garantizar en este marco un mensaje unificado que se mantenga desde muy temprana edad y durante toda la vida.

¿Cómo clasifica la cooperación entre la EDHF y las asociaciones nacionales de higienistas orales de España y Portugal?

Tanto España como Portugal son parte del abanico de fundadores de la EDHF y tienen una larga experiencia de colaboración a escala europea.

Ambos países han demostrado una gran apertura y receptividad para la adhesión de nuevos miembros, lo que tuvo un importante impacto en el desarrollo del trabajo de la EDHF. En una pequeña federación como la nuestra, todas las partes involucradas son extremadamente importantes y cada país tiene como misión transmitir y aclarar todo lo que se refiere a nuestras actividades. El éxito de la EDHF reside en la aportación de cada país miembro a un proyecto común.

¿Cómo valora a los profesionales de higiene oral de España y Portugal?

Son profesionales dedicados y comprometidos, conscientes de la importancia de su profesión y del trabajo que desempeñan. De hecho, como sucede con la mayoría de los higienistas orales, son personas felices y orgullosas de su misión.

Si quieres compartir...