La SEPES y la SEOBE analizan los beneficios de la Odontología basada en la evidencia

  • De izquierda a derecha, los doctores Duarte Marques, María José Muñoz, Conchita Martín, Antonio de la Plaza, Beatriz Giménez, María Peraire, Julio Villanueva y Antonio Mata.
  • 28 de Feb, 2017

“Hoy por hoy los profesionales toman muchas decisiones clínicas sin conocer exactamente la evidencia científica de las mismas. Influyen mucho las opiniones de algunos expertos e incluso las modas. Desde la SEOBE, nuestro mensaje es claro: nuestras decisiones clínicas deben estar basadas en lo que científicamente está demostrado”, afirmó el doctor Antonio de la Plaza, presidente de la Sociedad Española de Odontología Basada en la Evidencia (SEOBE), el pasado 27 de enero con motivo de la celebración, en la Clínica Universitaria de la Universidad Europea, en Madrid, en su primer congreso iberoamericano. La cita se realizó en conjunto con la Tercera Aula de Investigación SEPES, cuya coordinadora, la doctora Beatriz Giménez, remarcó “la importancia de generar conocimiento para tener espíritu crítico y saber elegir muy bien entre toda la información disponible de calidad”.

Para dar forma a este congreso, que registró cerca de cien asistentes, los organizadores contaron con la presencia de reconocidos profesionales del ámbito de la investigación y la docencia de Sudamérica y la Península Ibérica. Así, de la Universidad de Lisboa (Portugal) acudieron los doctores Antonio Mata y Duarte Marques, de Chile participó el doctor Julio Villanueva, cirujano maxilofacial y coordinador Cochrane Odontología en Iberoamérica, mientras que los representantes españoles fueron la doctora Conchita Martín Álvaro, vicedecana de Investigación y Doctorado de la Facultad de Odontología de la Universidad Complutense de Madrid; la doctora María Peraire Ardevol, catedrática de Prótesis en la Universidad de Barcelona, y el doctor José Luis Rodríguez Martín, exdirector del Centro de Investigación en Salud de la Universidad Europea. En el congreso también participó como vicepresidenta del mismo la doctora María José Muñoz Leal, responsable de los estudios de Odontología en la Universidad Europea, que confirmó la voluntad de su centro por colaborar en este tipo de iniciativas.

Durante las ponencias, no sólo se puso de relevancia la importancia de la evidencia científica sino que, además, se entró en el detalle de la metodología de las revisiones sistemáticas (doctora Martín) y la evidencia científica existente en prostondoncia (doctora Peraire), e incluso se profundizó en cómo interpretar los resultados en ensayos clínicos o la estadística de artículos odontológicos. Además, también se programó un taller sobre “Análisis crítico de estudios científicos de RCTs” y otro dedicado a “Cómo realizar una revisión sistemática”.


Investigación de alto nivel

Tal y como reconoció el doctor Antonio de la Plaza a la revista Maxillaris, “la Odontología basada en la evidencia puede resultar un tema complejo porque se trata de investigación de alto nivel, que es complicada de elaborar y exige mucho tiempo. Como se ha podido ver en las ponencias, realizar una revisión sistemática es difícil, pero nuestro objetivo desde la SEOBE es empezar preparando a los profesionales para que puedan evaluar la calidad de los artículos que ya están realizados”. En este mismo sentido se manifestó la doctora Beatriz Giménez: “Como clínicos y como profesionales de la salud, debemos estar aprendiendo constantemente, pero hay tanta información disponible que es necesario filtrar. Es importantísimo identificar la fuente y la calidad de esa información”.

Tanto el responsable de la SEOBE como la representante de la SEPES coincidieron en que la búsqueda de la evidencia científica debería ser un objetivo de todos los profesiones. “Como hemos visto en este congreso, una gran parte de la evidencia científica se obtiene gracias a la implicación del colectivo docente universitario, así como de los alumnos integrados en másteres y otros posgrados, que tienen buena formación académica pero también necesitan la parte metodológica de la investigación”. “Desde la SEPES –señaló la doctora Giménez– creemos que si bien es cierto que una parte del mundo académico ya está implicado en la búsqueda de la evidencia, debemos animar a que todos los profesionales se acerquen a ella de una manera u otra. Personalmente, me dedico desde hace algunos años a hacer investigación y, aunque se hace mucho ya, todavía queda un largo camino por recorrer”. Como señaló durante su ponencia el doctor Antonio Mata, “el conocimiento evoluciona y la práctica clínica tiene incertezas que hay que aclarar. Sabemos que es difícil cambiar el ejercicio, porque tanto los profesionales como los pacientes somos resistentes al cambio”.

La SEOBE es una sociedad relativamente joven, mientras que la SEPES cuenta con un gran bagaje, lo que no impide una fructífera colaboración. “El año pasado la SEOBE desarrolló su primer simposio y fue el doctor Nacho Rodríguez, presidente de la SEPES, quien al verlo me propuso unir nuestra cita con su Aula de Investigación”, explicó el doctor De la Plaza. “En la SEPES lanzamos el proyecto de las Aulas de Investigación porque considerábamos que era beneficioso para nuestros socios, pero si además podemos colaborar con la SEOBE y unir fuerzas nosotros siempre estamos abiertos, dado que con ello damos un servicio más completo”, concluyó la doctora Giménez.

Si quieres compartir...   

Para escribir un comentario debes ser usuario registrado. Inicia Sesión con tu usuario y contraseña o Regístrate.